29 de octubre de 2013

Salinas dipuesto a sacrificar maquiladoras para paralizar el país antes de privatizar PEMEX

La muerte de la maquila | Reporte Indigo:
La aprobación de la reforma fiscal podría darle el tiro de gracia a esta industria, que lucha por mantenerse competitiva frente a otros países

POR ALEJANDRO DABDOUB - Lunes 28 de octubre de 2013
0comentarios
 

Alrededor de 25 proyectos, valuados en conjunto en más de mil millones de dólares de inversión extranjera directa, han sido detenidos por la incertidumbre de la iniciativa de reforma  fiscal
12
Lugar que ocupa México en nivel de competitividad entre la industria maquiladora internacional
2.3
Millones de empleos costaría la reforma fiscal a la industria maquiladora nacional
7
Millones de empleos indirectos dependen de la producción de las maquiladoras
La propuesta de reforma fiscal de Enrique Peña Nieto tiene el potencial de acabar por completo con la industria maquiladora en México.

La fuerte competencia que representan países como China, Brasil, Costa Rica y Corea del Sur han obligado a las maquiladoras mexicanas a reinventarse para compensar una relativa alta carga fiscal.

De acuerdo con un estudio realizado por la firma de servicios profesionales Deloitte, actualmente México ocupa la posición número 12 de competividad manufacturera de 38 países analizados.

En ese sentido, nuestro país se queda muy lejos de sus principales competidores como China, India o Brasil.

Bajo estas condiciones es que el ejecutivo federal ha propuesto aumentar la carga impositiva a las maquiladoras a más de 8 veces el nivel actual.

El impacto toma relevancia si se tiene en cuenta que la industria representa una gran fuente de empleo y el principal motor de las exportaciones nacionales, solo después del sector petrolero.

Cuando México creó las primeras maquiladoras, consistían principalmente en fábricas donde se cosían prendas de vestir o se ensamblaban piezas importadas para exportar los productos finales al extranjero.

Mientras que las empresas foráneas consiguen mano de obra barata, México se beneficia de la creación de empleos y las ganancias de las exportaciones.

Nuevos  jugadores

Sin embargo, otros países comenzaron a ofrecer a los inversionistas lugares con salario aún más bajos y mayores exenciones fiscales, por lo que las maquiladoras mexicanas se vieron forzadas a dar un valor agregado a sus servicios para mantener la competividad.

Debido a lo anterior, varias maquiladoras han pasado a ofrecer servicios más especializados. Tijuana, donde anteriormente proliferaban las maquilas de ropa, se encuentra produciendo dispositivos para la industria de la medicina, aeroespacial y de defensa.

Esta tendencia muestra cómo las maquiladoras mexicanas ahora forman parte del diseño y desarrollo de los productos.

Este fenómeno ha provocado que las empresas busquen jóvenes ingenieros capaces de innovar y desarrollar nuevos productos.

El problema, de acuerdo a miembros de la industria, es que la mayoría de los ingenieros egresados de las universidades en México han concentrado su educación en mejorar las líneas de producción y no el diseño de productos.

Los cambios en las maquiladoras, junto con un aumento en los salarios en China, han conseguido que durante el periodo del 2009 y el 2012 crecieran en un 50 por ciento las exportaciones y la inversión extranjera, las primeras llegaron a 196 mil millones de dólares y la segunda a 7.4 mil millones.

Este segundo aire puede terminar de manera abrupta con la reforma fiscal. Alrededor de 25 proyectos, valuados en conjunto en más de mil millones de dólares de inversión extranjera directa (IED), procedentes de Europa, Estados Unidos y Japón, han sido detenidos debido a la incertidumbre de la iniciativa de Peña Nieto.

Maquilas de vanguardia

Uno de los ejemplos más emblemáticos de las nuevas maquiladoras especializadas es 3D Robotics.

Fundada por Jordi Muñoz, un joven emprendedor mexicano, y con la ayuda de Chris Anderson, un exeditor de la revista de tecnología Wired, 3D Robotics se ha dedicado a producir pequeños drones (aviones no tripulados) para su exportación.

Jordi Muñoz se ha convertido en un ejemplo de emprendedurismo en México. Originario de Tijuana, se mudó a California para conseguir acceso a la tecnología necesaria para construir drones, su afición personal.

A través de la compra de piezas por eBay, Muñoz comenzó a vender drones por solicitud en Internet.

La calidad de sus productos llamó la atención de Chris Anderson, quien a partir de una inversión inicial de 500 dólares comenzó a trabajar como socio de Muñoz.

Actualmente 3D Robotics emplea a 20 personas y espera obtener ingresos en este año por más de 4.8 millones de dólares.

La reforma a la industria

La reforma fiscal pretende aumentar la carga impositiva en las maquiladoras más de 8 veces de lo que pagan hoy en día.

Para empezar, a las importaciones temporales, el depósito fiscal automotriz, el recinto fiscalizado y el recinto fiscalizado estratégico, que actualmente están libres de gravámenes, se les cobrará  el 16 por ciento del Impuesto al Valor Agregado (IVA).

Es tan grande el impacto que el gobierno federal tiene contemplado un plan para que, en caso de que esto sea aprobado en la reforma, se reduzcan los posibles problemas de liquidez en las empresas.

De tal modo, todas las importaciones temporales que se realicen durante el sigueinte año podrán aplazar de manera temporal su pago de impuestos.

Otro de los cambios prevé que la venta de bienes entre residentes en el extranjero o entre una maquiladora y un residente en el extranjero también se encuentren gravados con 16 por ciento, mientras que se eliminará la retención de IVA que las empresas maquiladoras realizan a los proveedores nacionales.

Asimismo, las maquiladoras también tendrán que acatar las disposiciones del Impuesto Especial sobre Producción y Servicios (IEPS) cuando les sea aplicable.

El Consejo Nacional de la Industria Maquiladora y Manufacturera A.C. (Index), afirma que la fuga de empresas por motivo de la reforma causaría 2 millones 300 mil desempleados y disminuiría la derrama económica en más de 236 mil millones de pesos anuales.

Lo anterior sin contar que casi 7 millones de empleos indirectos que dependen de la industria quedarían en la incertidumbre.


'via Blog this'